Este blog pertenece a LOMBOK DESIGN

Greenpeace contra Apple

Apple ha publicado hace poco su Informe de Responsabilidad Ambiental 2018, y en él nos presentan al robot Daisy. Este autómata de Apple destruye 200 iPhone cada hora para extraer valiosos minerales, piezas y materiales que se pueden aprovechar en la fabricación de nuevos iPhone.

Daisy el nuevo robot de Apple
El robot Daisy de Apple. // Foto vía Inhabitat

Menos robots y más iThings reparables

Ante esta última novedad de la compañía de Jobs, Greenpeace lanzó rápidamente una declaración en la que decía que Apple debería centrar sus energías verdes en hacer que los iPhones duraran más. El analista senior de Greenpeace Gary Cook dijo:

“En lugar de otro robot de reciclaje, lo que más se necesita de Apple es que reduzca su impacto ambiental en el diseño de productos reparables y actualizables. Esto mantendría sus dispositivos en uso durante más tiempo, retrasando el día en que Daisy acabará por desmontarlos.”

Activista Gary Cook de Greenpeace protesta contra Apple

Cook citó que los tiempos de espera para reemplazar la batería del iPhone en las tiendas Apple eran de tres a cuatro semanas. Aunque es un tiempo bastante largo, está demostrado que los clientes esperan y prefieren reparar sus iThings en lugar de reemplazarlas.

Apple: Reparaciones casi imposibles

El verano pasado Greenpeace se unió a IFIXIT para crear un informe en el que se calificaba la capacidad de reparación de los teléfonos. Apple destacó por la falta de repuestos disponibles para iPads y iPhones y por la necesidad de herramientas muy específicas para la reparación de sus dispositivos.

Los dispositivos Apple no se pueden reparar con iFixit
Foto vía IFIXIT

En Estados Unidos, el grupo de defensa de derecho a reparación Repair.org ha luchado por que las leyes que garantizan a los consumidores el derecho a reparar su tecnología se introduzcan en veintidós estados. California es el último estado en introducir una Ley de Derecho a Reparación. Apple se ha opuesto activamente a dicha legislación en las Apple Store de todo el país.

 

Apple sigue a lo suyo

Mientras tanto, la compañía continúa buscando lavar su imagen ambiental de otras maneras.

Las energías verdes de Apple
Foto vía Wind Voltz

Recientemente anunció que, a través de sus proyectos de energía y acuerdos de adquisición de energía, la energía “verde” que utiliza en sus procesos está muy por encima de la energía “marrón”, es decir, energía cuyo origen está en fuentes tradicionales y contaminantes como el carbón, el petróleo, el gas natural y la energía nuclear.

 

Fuente vía: Fast Company

Greenpeace contra Apple